dijous, 17 d’abril de 2014

ADÉU, GABO...

 

Hay un momento en que todos los obstáculos se derrumban, 
todos los conflictos  se apartan, 
y a uno se le ocurren cosas que no había soñado, 
 y entonces no hay en la vida nada mejor que escribir

Gabriel García Márquez