dijous, 1 d’octubre de 2009

I A LA TARDOR...


http://4.bp.blogspot.com/_fLxAX4CPEFY/SHep6nWMxNI/AAAAAAAAEW8/uZSRKy6m93U/s400/wallace.stevens
El lector se convirtió en el libro; y la noche de verano era como el ser consciente del libro