dilluns, 26 de juliol de 2010



Situar la idea de perfección, el anhelo, ya no en equilibrio y la mesura, sino en el extremo, en el quién da más, es eso quizá lo que mejor señalará
nuestra época y la distinguirá de forma más enojosa.

André Gide